Final del régimen (1973 – 1975)

Entre 1970 y 1973 el régimen de Franco continuó creciendo económicamente. Pero en 1973, sin embargo, la crisis económica mundial afectó con fuerza a España. El gran aumento del precio del petróleo provocó desde otoño del 73, un importante aumento de la inflación, paro y crisis económica en general.

En la primavera de 1973, Franco reestructuró el gobierno y por primera vez desde que tomó el poder deja de ser a la vez jefe de Estado y presidente del gobierno. Para este puesto nombró a su hombre de confianza, el almirante Carrero Blanco. Para muchos este nombramiento significaba que Franco preparaba la sucesión del régimen en Carrero Blanco en detrimento del Príncipe Juan Carlos, nombrado sucesor en 1969. Sin embargo, el 20 de noviembre de 1973, Carrero Blanco fue asesinado por la organización terrorista ETA (que buscaba la independencia del País Vasco a través de la lucha armada). La muerte de Carrero Blanco desestabilizó aún más al régimen y aumentó las tensiones por la sucesión. La dictadura reaccionó con una dura represión para frenar la presión social que veía cerca el final de la misma.

En 1974 la economía española ya estaba muy afectada por la crisis del petróleo.

La situación política era tensa con enfrentamientos y luchas de influencias. El nuevo gobierno, cuyo nuevo presidente era  Arias Navarro quiso mostrarse aperturista y conciliador, pero para los partidos políticos de izquierdas que vivían en la clandestinidad era autoritario y conservador; y los sectores más conservadores del régimen les pareció demasiado liberalizador. Total inestabilidad mientras Franco cayó enfermo víctima de la edad.

El año 1975 se caracterizó por el aumento de  atentados terroristas en el País Vasco. Los partidos ilegales de la oposición se agruparon en la “Junta Democrática“(de orientación comunista) y la “Plataforma de Convergencia Democrática” (de predominio socialista). Todo esto unido a la actividad terrorista de los grupos armados (ETA, GRAPO y FRAP) crispaba la situación política. El gobierno trató de poner freno usando la fuerza y condenó a muerte a varios terroristas lo que le valió al régimen la condena internacional.

El 20 de noviembre de 1975, tras una larga enfermedad, falleció Francisco Franco e inmediatamente fue proclamado rey de España Juan Carlos I, tal y como había sido decidido por el propio Franco. Se inicia de este modo una nueva etapa democrática que llega hasta nuestros días.

Related Post